Atze Schröder
Atze Schröder
Facebook
"Probablemente se disculparía si estuviera sentado aquí. Lo siento. Nunca debemos olvidar”.

Un comediante alemán se disculpó con una sobreviviente de Auschwitz por los crímenes de guerra de su padre

Grupos neonazis comenzaron a agredir a Atze Schröder tras su gesto en un programa de televisión. "Hizo cosas terribles como soldado. Lo siento. Nunca debemos olvidar", afirmó.

Toby Axelrod (JTA) - Adaptado por Iñaki Landivar |
Published: 09.02.20 , 18:57
Los neonazis están agrediendo a un popular comediante alemán por haberse disculpado con un sobreviviente del Holocausto por los crímenes de guerra de su padre.
Atze Schröder, de 54 años, se dirigió el jueves a la sobreviviente de Auschwitz, Eva Szepesi, en el popular programa de entrevistas Markus Lanz, y le dijo entre lágrimas que su padre, que fue reclutado en el ejército nazi en 1941 y sirvió cuatro años, "había hecho cosas horribles como soldado. Me habló de ellos más tarde”. Su padre murió hace nueve años a la edad de 87 años.
Desde entonces, extremistas de derecha han insultado a Schröder en las redes sociales. Entre los epítetos menos ofensivos que han usado se encuentran "rata mentalmente impotente" y "esclavo vergonzoso y repugnante del sistema", según informó el sitio noticias alemán RND.
Atze SchröderAtze Schröder
"Probablemente se disculparía si estuviera sentado aquí. Lo siento. Nunca debemos olvidar”.
(Getty)
Pero los fanáticos de Schröder han estado aplaudiendo su revelación espontánea a Szepesi, de 87 años, quien había compartido sus recuerdos de Auschwitz con la audiencia del programa durante una transmisión por el 75° aniversario de la liberación del campo de exterminio. La acompañaba su hija, Anita Schwarz.
Conmovido por el testimonio de Szepesi, Schröder afirmó que su padre "probablemente se disculparía si estuviera sentado aquí". Luego se levantó, miró a Szepesi y extendió la mano, diciendo: "Lo siento. Nunca debemos olvidar”.
Más tarde, Szepesi declaró a los medios de comunicación alemanes que consideraba que el gesto de Schröder fue "absolutamente extraordinario".
Schröder dijo a los invitados del programa de entrevistas que hubo "muchas tragedias en nuestra familia que fueron barridas debajo de la alfombra". Varios familiares, entre ellos su abuela y varios tíos, se suicidaron después de la rendición de la Alemania nazi.
Al día siguiente de la transmisión, contó al periódico Bild Zeitung que su padre había sido conductor de tanques de la Wehrmacht y que no pertenecía a un partido político. Schröder explicó que fue capturado por el Ejército Rojo hacia el final de la guerra y pasó seis años en un campo de prisioneros de guerra soviéticos, donde se vio obligado a trabajar en minas. Schröder dijo a Bild que su disculpa era en nombre de su padre por los crímenes de guerra cometidos por los soldados de la Wehrmacht.
Comentarios 0