La mezquita Al Aqsa reabrió sus puertas.
Monte del Templo de Jerusalem.
Reuters
Incidentes en el Monte del Templo en la madrugada del viernes.

Palestinos con banderas de Hamás arrojaron piedras contra el Muro de los Lamentos

Enfrentamientos en el Monte del Templo de Jerusalem durante el último viernes del Ramadán. Dos arrestados y 12 heridos.

Ynet - Adaptado por Tom Wichter |
Published: 29.04.22, 07:34
La policía israelí disparó balas de goma y granadas de aturdimiento contra jóvenes palestinos que ondeaban banderas de Hamás y lanzaban piedras desde la mezquita de Al Aqsa hacia el Muro de los Lamentos.
Al menos 12 palestinos resultaron heridos en los enfrentamientos y las fuerzas israelíes arrestaron a dos sospechosos. Ocurrió en la madrugada, mientras miles de fieles musulmanes se congregaron en el Monte del Templo de Jerusalem en ocasión del último viernes del mes de Ramadán.
2 צפייה בגלריה
Piedra Muro de los Lamentos
Piedra Muro de los Lamentos
Incidentes en el Monte del Templo en la madrugada del viernes.
(Ynet)
La situación se apaciguó alrededor de una hora después, también gracias a la intervención de otros palestinos presentes en el lugar que mediaron ante el grupo de manifestantes violentos. "Seguiremos actuando con decisión contra los alborotadores en pos de la seguridad pública", dijo la policía israelí en un comunicado.
Durante Ramadán, festividad musulmana que se superpuso con el Pésaj judío, se registraron enfrentamientos casi diarios en el Monte del Templo, una zona de la capital israelí que alberga sitios sagrados tanto para el judaísmo como para el islam.
2 צפייה בגלריה
Piedra Muro de los Lamentos
Piedra Muro de los Lamentos
Una de las piedras arrojadas que llegó hasta el Muro de los Lamentos.
(Ynet)
Autoridades israelíes culparon de las recientes tensiones a diferentes grupos islamistas, incluida a la organización Hamás que gobierna en la Franja de Gaza, por alentar a jóvenes a organizar disturbios y así provocar la ira del mundo musulmán contra Israel. Los palestinos denuncian que Israel no hace lo suficiente para cumplir con una prohibición de oración judía en la explanada de mezquitas.
Si bien las hostilidades se redujeron cuando finalizó Pésaj, el próximo domingo finalizará el Ramadán y se espera una fuerte congregación de fieles musulmanes a la mezquita de Al Aqsa. Las fuerzas de seguridad israelíes preparan un fuerte operativo de seguridad para evitar nuevos incidentes.
Comentarios 0