La piedra hallada en Jerusalem.

Jerusalem: descubren una piedra usada por falsificadores hace 2.700 años

Pesa más del triple del peso indicado en ella. Se cree que fue utilizada por comerciantes para engañar a los compradores, un fenómeno mencionado en la Biblia.

Ynet - Adaptado por Leandro Fleischer |
Published: 02.09.21, 09:01
Una piedra de escaso peso que los expertos creen que fue utilizada por falsificadores en el período previo a la destrucción del Primer Templo (589 a 587 a. C.), fue descubierta en la principal zanja de drenaje de Jerusalem, cerca de los cimientos del Muro de los Lamentos.
Se trata de una piedra de 14 mm de diámetro y 12 mm de altura, y tiene dos muescas pequeñas y gruesas en su superficie, que se utilizaban para indicar que su peso era de 0,944 gramos.
2 צפייה בגלריה
La piedra hallada en Jerusalem.
La piedra hallada en Jerusalem.
La piedra hallada en Jerusalem.
(Sitio arqueológico de la Ciudad de David)
Los arqueólogos se sorprendieron al descubrir que la piedra pesaba no menos de 3,61 gramos, más del triple del peso indicado
Fue descubierta durante una excavación en el parque nacional de Emek Tzurim como parte del programa "Experiencia Arqueológica" ofrecido al público por el sitio arqueológico de la Ciudad de David. Es el segundo descubrimiento de este tipo que se produce en Israel.
Los arqueólogos se sorprendieron al descubrir que la piedra pesaba no menos de 3,61 gramos, más del triple del peso indicado.
Según los investigadores, la conclusión más obvia fue que la piedra se utilizó para engañar a los compradores durante el proceso de comercialización.
2 צפייה בגלריה
Sitio arqueológico de Ciudad de David.
Sitio arqueológico de Ciudad de David.
Sitio arqueológico de Ciudad de David.
(Autoridad de Antigüedades de Israel)
"La Biblia indica que el problema del engaño del peso no era nada nuevo. Los comerciantes cometieron fraude, manteniendo sistemas pesados ​​y livianos separados y los usaron al comprar o vender productos", explicaron.
El tema está mencionado en el libro de Levítico y del Deuteronomio: “No tengas dos pesos diferentes en tu bolsa, uno pesado y otro liviano. No tengas dos medidas diferentes en tu casa: una grande y otra pequeña. Debes tener pesos y medidas precisos y honestos, para que puedas vivir mucho tiempo en la tierra que Dios te da”.
Comentarios 0