Las fuerzas policiales ingresan al complejo de la mezquita de Al Aqsa durante los disturbios que se produjeron a principios de este mes.
Las fuerzas policiales ingresan al complejo de la mezquita de Al Aqsa durante los disturbios que se produjeron a principios de este mes.
AFP
Palestinos arrojan piedras a la policía en el complejo de la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.

Israel se prepara para la violencia antes del último viernes de Ramadán

Los funcionarios del Ministerio de Seguridad Pública dicen que Shin Bet no había obtenido inteligencia anticipada sobre los últimos disturbios y que la policía debió operar “a tientas” en el complejo de la Mezquita Al Aqsa.

Elior Levy - Adaptado por Adrián Olstein |
Published: 27.04.22, 12:29
La policía de Jerusalem se preparaba hoy (miércoles) para las oraciones del viernes en la mezquita de Al Aqsa, al final del mes sagrado del Ramadán.
Los disturbios estallaron en el sitio repetidamente durante el último mes después de que los palestinos recogieran rocas y otros materiales para usarlos contra las fuerzas policiales y los judíos que rezan en el Muro de los Lamentos.
4 צפייה בגלריה
Palestinos arrojan piedras a la policía en el complejo de la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.
Palestinos arrojan piedras a la policía en el complejo de la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.
Palestinos arrojan piedras a la policía en el complejo de la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.
(AFP)
A principios de este mes, las fuerzas de seguridad irrumpieron en la mezquita y arrestaron a cientos de alborotadores, en su mayoría residentes del este de Jerusalem y algunos de Cisjordania o comunidades árabes en Israel.
Altos funcionarios del Ministerio de Seguridad Pública y la Agencia de Seguridad Shin Bet no estaban preparados para la violencia y señalaron que carecían de información suficiente sobre la planificación de los disturbios.
"La policía se vio obligada a operar en la oscuridad y solo pudo reaccionar ante los acontecimientos", señaló un funcionario.
4 צפייה בגלריה
Palestinos arrojan piedras a la policía en el complejo de la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.
Palestinos arrojan piedras a la policía en el complejo de la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.
Palestinos arrojan piedras a la policía en el complejo de la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.
(AFP)
En declaraciones a Ynet, los funcionarios dijeron que la policía identificó el área árabe israelí de Wadi Ara, en el norte de Israel, como una fuente de algunos de los alborotadores extremos que incitaban a otros en las redes sociales. Aún así, dijeron que no había inteligencia disponible de antemano sobre el papel que jugarían los ciudadanos israelíes en los disturbios.
La falta de inteligencia se hizo notar durante los disturbios de mayo de 2021 en ciudades mixtas judías y árabes. La policía en ese momento no estaba preparada y solo después de tres días pudo reunir la mano de obra necesaria para contener los enfrentamientos.
4 צפייה בגלריה
Las fuerzas policiales ingresan al complejo de la mezquita de Al Aqsa durante los disturbios que se produjeron a principios de este mes.
Las fuerzas policiales ingresan al complejo de la mezquita de Al Aqsa durante los disturbios que se produjeron a principios de este mes.
Las fuerzas policiales ingresan al complejo de la mezquita de Al Aqsa durante los disturbios que se produjeron a principios de este mes.
(AFP)
En ese momento se convocó a parte del personal de las unidades de reserva de las fuerzas y se transfirió a otros de otros puntos críticos, en un esfuerzo por evitar un estallido más peligroso de enfrentamientos violentos.
Sin embargo, la responsabilidad recae en el Shin Bet para obtener inteligencia y los funcionarios consideran a la agencia poco informada cuando se trata de árabes israelíes.
La policía se encargó de establecer una unidad de inteligencia que se coordinará con todas las demás agencias de seguridad, que hasta ahora ha logrado frustrar los ataques y ha identificado a numerosos incitadores en las redes sociales.
4 צפייה בגלריה
Manifestantes se amotinan frente a la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.
Manifestantes se amotinan frente a la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.
Manifestantes se amotinan frente a la mezquita de Al Aqsa a principios de este mes.
(AFP)
Esta semana es el último viernes de Ramadán y será una prueba sobre el nivel de inteligencia reunido con que contará la policía, ya que se esperan violentos enfrentamientos. En preparación, se ha incrementado el despliegue de tropas en Jerusalem.
El Shin Bet respondió que está trabajando en plena cooperación con la policía para poner fin a la violencia en el Monte del Templo. La inteligencia proporcionada por la agencia ha contribuido al arresto de muchos y a la prevención de la violencia. El Shin Bet continuará cooperando con sus socios para proteger a los israelíes.
Comentarios 0