El fútbol israelí regresa bajo estrictas medidas de aislamiento para los jugadores.
Vuelve la actividad en el fútbol israelí.
Oz Moalem
El sábado no habrá hinchas en el estadio Teddy de Jerusalem, pero los hinchas de Betar estarán presentes por Zoom.

El equipo israelí que tendrá su hinchada por Zoom

Betar Jerusalem, el equipo más popular de la capital, planeó un sistema para que la prohibición de espectadores en el estadio se sienta lo menos posible.

Ynet - Adaptado por Tom Wichter |
Published: 29.05.20 , 07:47
Después de dos meses sin actividad por el coronavirus, este fin de semana se reanudará la Ligat Ha´al, máxima categoría del fútbol israelí, y las autoridades de Betar Jerusalem buscaron la manera de que sus hinchas puedan estar presentes en el estadio aunque sea de manera remota.
Si bien todos los partidos de la liga se jugarán sin público, un grupo de simpatizantes del equipo más popular de la capital israelí recibirá un link de la aplicación Zoom que se conectará al sistema de sonido del estadio Teddy. Así, Betar no perderá el ruidoso apoyo de sus seguidores en ocasión del partido ante Hapoel Beer Sheva que se disputará el sábado a la noche.
Betar JerusalemBetar Jerusalem
El sábado no habrá hinchas en el estadio Teddy de Jerusalem, pero los hinchas de Betar estarán presentes por Zoom.
(Reuven Schwartz)
“Es un claro mensaje de que queremos verlos pronto en las gradas, y que son parte de nosotros en este momento particular”, informaron desde el club sobre la iniciativa. “Es un momento extraño, estamos tratando de acostumbrarnos a esta realidad sin ustedes, esperamos que sea lo más breve posible y que pronto nos veamos en el Teddy”, aseguró a su vez Eli Ohana, presidente de la institución.
“No hay nada como los hinchas de Betar cuando necesitamos su empuje. Es duro jugar sin hinchas, tal vez los espectadores sean algo central del fútbol, pero volvemos de a poco y esperemos que el próximo paso sea la reapertura de las tribunas”, agregó Roni Levy, entrenador del equipo que buscará la séptima coronación de su historia.

Comentarios 0