Certificado kosher.
Certificado kosher.
Gil Lerner
Un mashguiaj supervisa una cocina en un restaurante de Israel.

Furia del Gran Rabinato de Israel por la posible privatización de la supervisión kosher

Las reformas permitirían a los organismos privados emitir certificados kosher, con el fin de combatir la corrupción y las deficiencias en el sistema. La autoridad rabínica acusó al gobierno de intentar “abolir la identidad judía del Estado de Israel”.

Kobi Nachshoni - Adaptado por Leandro Fleischer |
Published: 21.07.21, 08:34
El ministro de Asuntos Religiosos, Matan Kahana, anunció ayer (martes) una serie de reformas para privatizar el proceso de certificación kosher de Israel para aumentar la competencia en un campo actualmente monopolizado por el Gran Rabinato
El anuncio fue recibido con furia por parte del Gran Rabinato ultraortodoxo, que tiene control sobre todos los aspectos de la vida judía en Israel.
Las reformas de Kahana permitirán que el Gran Rabinato actúe como regulador de organizaciones independientes que supervisarán la preparación de alimentos kosher y tendrán la autoridad para emitir certificados a las empresas que cumplan con los criterios.
3 צפייה בגלריה
Un mashguiaj supervisa una cocina en un restaurante de Israel.
Un mashguiaj supervisa una cocina en un restaurante de Israel.
Un mashguiaj supervisa una cocina en un restaurante de Israel.
(Eli Mandelbaum)
"La supervisión kosher del país debe ser significativamente más eficiente"
Matan Kahana, ministro de Asuntos Religiosos
Las reformas tienen como objetivo luchar contra la corrupción y mejorar los estándares deficientes que han plagado el sistema durante años debido al monopolio del Gran Rabinato sobre la emisión de certificados y su control sobre los inspectores que garantizan que se cumpla con las regulaciones kosher una vez que se ha emitido un certificado.
También se espera que las reformas mejoren las condiciones de empleo de los inspectores y fomenten la competencia entre los servicios de supervisión kosher, lo que a su vez reducirá los costos para las empresas que deseen recibir un certificado.
Las reformas se elevarán a la Knesset para su votación.
"La supervisión kosher del país debe ser significativamente más eficiente", dijo Kahana.
3 צפייה בגלריה
Matan Kahana, ministro de Asuntos Religiosos.
Matan Kahana, ministro de Asuntos Religiosos.
Matan Kahana, ministro de Asuntos Religiosos.
(Kobi Koanks)
"Es necesario lograr un cambio fundamental para abolir el monopolio existente”
Avigdor Liberman, ministro de Finanzas
“Tiene problemas de calidad, estándares, condiciones de empleo y supervisión. El público en Israel se merece algo mejor, y la revolución que estamos liderando traerá muy buenas noticias”, agregó.
Kahana hizo referencia a un incidente en el que una mujer de 22 años murió después de consumir un producto que contenía lácteos servido en un restaurante de carne kosher en el norte de Israel.
“Los informes de la Contraloría del Estado destacan repetidamente las deficiencias del sistema de certificación kosher existente”, indicó Kahana, quien argumentó que las reformas sólo servirán para fortalecer al Gran Rabinato, ya que estará a cargo de determinar los estándares kosher a nivel nacional.
El plan cuenta con el respaldo del ministro de Finanzas, Avigdor Liberman, quien expresó su continuo apoyo a "crear competencia en varios mercados".
3 צפייה בגלריה
Liberman: "Desd el punto de vista político, Gantz está muerto".
Liberman: "Desd el punto de vista político, Gantz está muerto".
Avigdor Liberman, ministro de Finanzas.
(Ynet)
"Es parte de una tendencia general de librar una guerra contra los servicios religiosos, y cuyo objetivo final es anular la identidad judía del Estado de Israel"
Gran Rabinato de Israel
"Esto incluye el campo de los servicios kosher, que tendrán un efecto directo en los precios de los alimentos y el costo de vida en Israel. Es necesario lograr un cambio fundamental para abolir el monopolio existente”, sostuvo.
El Ministerio de Finanzas estima que las reformas entrarán en vigencia en 2022.
El Gran Rabinato estatal criticó las reformas. "Es parte de una tendencia general de librar una guerra contra los servicios religiosos, y cuyo objetivo final es anular la identidad judía del Estado de Israel", afirmó.
La autoridad suprema rabínica agregó que el verdadero objetivo de las reformas es "la abolición de los alimentos kosher en el Estado de Israel, debido a que el mercado que surgirá estará compuesto por entidades que otorgarán la certificación de acuerdo con sus propios intereses comerciales".
Comentarios 0