Gas Karish
Gas Karish
Energean
La planta de gas de Karish, a la izquierda, custodiada por Israel; derecha: Hassan Nasrallah, líder de Hezbolá.

Si no fuera por Hezbolá, Israel ya hubiese normalizado relaciones con el Líbano

Un funcionario militar israelí señaló que el grupo chiita vinculado a Irán es el principal obstáculo, porque "mantiene cautivo al pueblo libanés", hoy aquejado por una grave crisis económica. El potencial económico gasífero en alta mar, hoy en disputa por la delimitación de la frontera marítima entre ambos países.

Nina Fox |
Published: 13.09.22, 13:33
La organización terrorista Hezbolá es el principal obstáculo que impide que el Líbano normalice relaciones diplomáticas con Israel, dijo el martes el jefe de Inteligencia Militar, el mayor general Aharon Haliva, en la conferencia anual del Instituto Internacional para la Lucha contra el Terrorismo (ICT) en la Universidad Reichman.
Haliva argumentó que el líder de Hezbolá, Hassan Nasrallah, no es un peón bajo la égida de Irán, sino más bien un actor independiente y un socio en el proceso de toma de decisiones de Teherán en la región.
2 צפייה בגלריה
La planta de gas de Karish, a la izquierda, custodiada por Israel; derecha: Hassan Nasrallah, líder de Hezbolá.
La planta de gas de Karish, a la izquierda, custodiada por Israel; derecha: Hassan Nasrallah, líder de Hezbolá.
La planta de gas de Karish, a la izquierda, custodiada por Israel; derecha: Hassan Nasrallah, líder de Hezbolá.
(Ynet)
"Hezbolá es una organización que cumple tres roles: defensor de la comunidad chiíta, representante iraní financiado y mantenido por Irán y, a la vez, 'defensor del Líbano' que mantiene cautivo al pueblo libanés. Estoy convencido de que el Líbano habría sido parte de los Acuerdos de Abraham si no fuera por Hezbolá", señaló Haliva, refiriéndose a una serie de acuerdos de paz negociados por Estados Unidos entre Israel y los países de mayoría musulmana.
"En el marco de los desarrollos regionales, Nasrallah hace sus cálculos con la Segunda Guerra del Líbano grabados profundamente en su memoria. Nasrallah es venerado en Irán, y mi suposición de trabajo y la de las FDI es que no es un vasallo, sino un socio en la toma de decisiones con los iraníes. Es probable que bajo ciertos escenarios Hezbolá, con Nasrallah a la cabeza, se unan al ciclo de violencia de Irán".
Haliva también emitió una advertencia a Nasrallah cuando el clérigo chiíta intensificó su retórica sobre atacar un campo de gas israelí en alta mar que el estado judío tiene la intención de comenzar a operar pronto a pesar de las protestas de su vecino del norte.
"Hemos planteado la posibilidad de una posible escalada en el frente norte frente a los responsables de la toma de decisiones. Espero que Nasrallah no subestime la respuesta israelí si decide escalar los asuntos", advirtió.
2 צפייה בגלריה
Campo de gas de Karish frente a la costa del norte de Israel.
Campo de gas de Karish frente a la costa del norte de Israel.
Campo de gas de Karish frente a la costa del norte de Israel.
(Reuters)
"Les recuerdo que derribamos los drones que Nasrallah lanzó contra la plataforma de gas, y no hubo respuesta de Hezbolá. El poder de Israel es inmenso, y estoy seguro de que Hezbolá entiende esto y no quiere ponernos a prueba. Nasrallah es un hombre serio y sabe de lo que estoy hablando", arriesgó el funcionario israelí.
El jefe de inteligencia también hizo sonar la alarma sobre los problemas económicos agravados del país levantino a medida que empeora su crisis financiera, y dijo que Israel podría usar la escasez de recursos naturales del Líbano a su favor.
"El pueblo libanés se despierta por la mañana sin electricidad en sus hogares. El valor de la moneda está en muy malas condiciones y la vida allí es muy difícil. El estado del Líbano, al igual que otros países que Irán ha financiado, como Irak, Yemen y Siria, está en la parte inferior de todos los parámetros globales de los estados fallidos", dijo.
"Una plataforma de gas libanesa es un interés israelí, y también mejorar la situación económica del pueblo libanés es de interés para Israel"
"Una plataforma de gas libanesa es un interés israelí, y también mejorar la situación económica del pueblo libanés es de interés para Israel. Incluso el pueblo libanés entiende cuál sería el resultado de la guerra y que proporciona un semillero para el desarrollo radical y debemos invertir nuestros esfuerzos allí. Israel es un país activo que tiene agua, tecnología y alimentos, además de poder militar. Los países árabes son conscientes de eso, y eso es lo que llevó a los Acuerdos de Abraham", opinó Haliva.
Comentarios 0