Centrífugas IR-8 de última generación en la base nuclear de Natanz
Centrífugas IR-8 de última generación en la base nuclear de Natanz.
EPA
Instalación nuclear de Natanz, Irán, después de la explosión.

“Israel estuvo detrás de la explosión en Irán”

El periódico estadounidense The New York Times citó a una fuente del Medio Oriente que afirmó que el Estado judío fue el responsable de la explosión en una instalación de enriquecimiento de uranio en Natanz, Irán. Según indicó la misma fuente, Israel utilizó una “poderosa bomba”, pero este incidente no está relacionado con otros que sucedieron recientemente. Las Guardias Revolucionarias iraníes anunciaron que acelerarán el proceso para colocar las instalaciones más sensibles de la República Islámica bajo tierra.

Ynet - Adaptado por Leandro Fleischer |
Published: 06.07.20 , 11:06
En declaraciones para el periódico estadounidense The New York Times, una fuente de inteligencia del Medio Oriente afirmó que Israel estuvo detrás de la explosión en una instalación para el enriquecimiento de uranio en Natanz, Irán, y utilizó una “poderosa bomba” para llevar a cabo la operación. Según la misma fuente, Israel no fue la responsable de otros incidentes que sucedieron recientemente en la República Islámica y que el gobierno iraní manifestó que se trató de accidentes, como las explosiones en una central de generación eléctrica o una pérdida de gas en una planta química.
El periódico también citó a una fuente de las Guardias Revolucionarias iraníes, que afirmó que en el hecho ocurrido en Natanz se utilizó material explosivo. Y agregó que Irán negó la posibilidad de que se haya tratado de una explosión ocasionada por una ataque cibernético. Sin embargo, señaló que el régimen consideró que el incidente podría estar relacionado con un ataque con un misil de crucero o con un avión no tripulado, pero de acuerdo con la misma fuente, parece más probable que alguien haya logrado ingresar con una bomba a la instalación. El equipo de investigación aún no sabe cómo ni cuándo el material explosivo fue introducido en el sitio, pero ya determinó que se produjo una grave falla en la seguridad del lugar.
La fuente de las Guardias Revolucionarias iraníes añadió que la explosión acelerará el plan de colocar las instalaciones más sensibles de Irán bajo tierra.
Instalación nuclear de Natanz, Irán, después de la explosión.Instalación nuclear de Natanz, Irán, después de la explosión.
Instalación nuclear de Natanz, Irán, después de la explosión.
(AP)
El portavoz de la Organización de Energía Atómica de Irán, Behrouz Kamalvandi, reconoció ayer por primera vez que la instalación había sufrido graves daños como resultados de la explosión. Según él, el incidente podría derivar en un retraso en el desarrollo de centrifugadoras de avanzada.
Según algunas estimaciones, la estructura donde ocurrió el incendio era utilizada por Irán para el desarrollo de centrifugadoras de avanzada para el enriquecimiento de uranio.
Kamalvandi agregó que la estructura dañada será reemplazada por una más grande y con equipamiento más avanzado. Al mismo tiempo, se publicaron fotografías satelitales que muestran el gran daño causado a la estructura en el sitio de Natanz, lo que hace sospechar que se trató de operación deliberada.
El portavoz había manifestado el jueves que la instalación dañada era un “depósito industrial” y no una planta nuclear. Y añadió que el incidente no había afectado la actividad de las centrifugadoras.
Incendio en una planta nuclear subterránea en Natanz, Irán.Incendio en una planta nuclear subterránea en Natanz, Irán.
Incendio en la planta nuclear subterránea en Natanz, Irán.
Fuentes iraníes que dialogaron con la agencia de noticias Reuters el fin de semana responsabilizaron a Israel por la explosión en Natanz, pero señalaron que se trató de una ataque cibernético.
La instalación de enriquecimiento de Natanz es la primera que se dio a conocer como parte del programa nuclear militar iraní en la década del 2000. Según fuentes extranjeras, la inteligencia israelí reveló la existencia del sitio, y los iraníes tuvieron que admitirlo. La instalación en Natanz, de la cual una gran parte se encuentra bajo tierra, es uno de los sitios bajo supervisión del OIEA, el Organismo Internacional de Energía Atómica de la ONU.
Este no es el único incidente misterioso que ocurrió en Irán en las últimas semanas. El 26 de junio se produjo una feroz explosión cerca de la base de Parchin, al este de Teherán, pero los iraníes afirmaron que se trató de un incendio provocado por el almacenamiento de gas industrial. Esa misma noche, una explosión o incendio ocurrió en una planta de energía en la ciudad de Shiraz, causando un corte de energía en algunas áreas de la ciudad. El 2 de julio, la instalación de enriquecimiento de uranio en Natanz fue destruida, y dos días después ocurrió una explosión en una central eléctrica en Ahwaz.

Comentarios 0