Las unidades especiales deben exigir los mismos requisitos tanto a varones como a mujeres.
Las unidades especiales deben exigir los mismos requisitos tanto a varones como a mujeres.
Prensa FDI
Mujeres soldadas de combate en las FDI.

La integración de las mujeres a las FDI

Opinión: A pesar de los obstáculos médicos, logísticos y financieros, otorgar lenta y cuidadosamente a las mujeres acceso a unidades de combate de élite es el movimiento correcto, ya que los criterios adecuados permitirían que sólo las mujeres soldadas excepcionales pasen el umbral.

Yossi Yehoshua - Adaptado por Rubén Pereyra |
Published: 08.06.22, 18:48
Para aquellos que siguen de cerca las declaraciones provenientes de los militares sobre la integración de las mujeres en las unidades de combate de élite de las FDI, está bastante claro que las posibilidades de ver tropas femeninas en estas unidades son casi nulas.
De hecho, la Corte Suprema dictaminó el martes que las FDI deben abrir un pelotón mediador en una de las brigadas de infantería para permitir la admisión de mujeres a varias unidades especiales, como el 669 de la Fuerza Aérea israelí y Yahalom que se especializa en contraterrorismo, desactivación de bombas y otras tareas.
3 צפייה בגלריה
Mujeres soldadas de combate en las FDI.
Mujeres soldadas de combate en las FDI.
Mujeres soldadas de combate en las FDI.
(Prensa FDI)
El fallo se materializará a través de un programa piloto, que se espera que se lance a fines de 2022. Los requisitos para la admisión, sin embargo, apuntan a un curso de acción claro: muy pocas mujeres soldadas serán aceptadas en estas unidades especiales, de manera similar al programa piloto selectivo de la IAF. E incluso esas pocas mujeres que harían el corte no podrían hacer una carrera fuera del papel debido a un posible embarazo y parto.
Las FDI están actuando legítimamente sobre el principio de igualdad, pero deben tener cuidado de bajar el listón del profesionalismo, al igual que no lo hacen en las unidades tecnológicas para soldados de las zonas periféricas de Israel, donde la atención se centra en mejorar la educación para ayudarlos a cumplir con los requisitos para servir en estas unidades.
Es importante aclarar: el interés de las FDI de incluir a las mujeres en sus unidades de combate se deriva de querer ampliar el grupo de soldados de combate en general y proporcionar a más soldados, niñas y niños por igual, la oportunidad de tener un servicio significativo.
A pesar de los obstáculos médicos y la presión de los rabinos, que están preocupados por las mujeres que se mezclan con las tropas religiosas, el número de mujeres soldadas de combate en las FDI se ha disparado en los últimos ocho años, con tasas récord de motivación para perseguir estos roles entre las niñas seculares y religiosas.
3 צפייה בגלריה
Soldadas de FDI en un entrenamiento de tiro.
Soldadas de FDI en un entrenamiento de tiro.
Soldadas de FDI en un entrenamiento de tiro.
(Prensa FDI)
El número de mujeres soldadas de combate en las FDI se ha disparado en los últimos ocho años
Miles de niñas son reclutadas para unidades de combate cada año, lo que permite a las FDI llenar los vacíos que existían en una variedad de batallones que no están mezclados cuando se trata de género y requieren más mano de obra, como infantería, cuerpo blindado y unidades de ingeniería.
Las decisiones recientes se basaron en una investigación exhaustiva que abarca 5.000 estudios médicos y fisiológicos, publicados en todo el mundo y que están en uso por muchos ejércitos occidentales. Los hallazgos revelan que las tasas de deserción de las unidades de combate entre las mujeres son tres veces más altas en comparación con los hombres, y las lesiones tienen el doble de probabilidades de ocurrir en tropas femeninas en lugar de hombres. Una cantidad muy limitada de niñas terminan el período de entrenamiento en las unidades especiales.
Para las unidades de infantería, las niñas deben cumplir con los siguientes criterios: peso de 67 kilogramos, altura de 1.64 metros, LCI de 1.05 (mide la capacidad de transportar pesos largas distancias), capacidad para correr 3.000 metros en 15:44 minutos.
Los criterios para la admisión a otras unidades especiales de combate tienen el requisito mínimo de: peso de 78 kilogramos, altura de 1,66 metros, LCI de 1,05, capacidad para correr 3.000 metros en 14:50 minutos.
3 צפייה בגלריה
Las unidades especiales deben exigir los mismos requisitos tanto a varones como a mujeres.
Las unidades especiales deben exigir los mismos requisitos tanto a varones como a mujeres.
Las unidades especiales deben exigir los mismos requisitos tanto a varones como a mujeres.
(Prensa FDI)
Las normas anteriores por sí solas eliminarían a la mayoría de las niñas que estarían interesadas en ser reclutadas para estas unidades. Los críticos afirman que algunos de los criterios no tienen correlación con las tareas que los soldados tendrán que llevar a cabo en sus funciones. "¿Qué tiene que ver el peso con la capacidad de neutralizar explosivos?", dicen.
Otro problema de mezclar géneros en las unidades de combate es el deber de reservas. Las unidades especiales dependen de soldados de reserva activos, lo que será problemático con las tropas femeninas que quedan embarazadas y forman familias a medida que envejecen.
En sus procesos de selección, las unidades especiales deben exigir los mismos requisitos a las niñas y los niños, incluso si eso significa que las mujeres tendrán muchas menos posibilidades de cumplir con los criterios, lo que probablemente frenará su motivación para incluso intentar alistarse en tales unidades.
En sus procesos de selección, las unidades especiales deben exigir los mismos requisitos a las niñas y los niños
Siguiendo las tendencias en desarrollo del prestigioso curso piloto de la IAF, se pueden presagiar los efectos de la integración de las mujeres en unidades especiales. A lo largo de más de dos décadas, sólo 70 mujeres completaron el curso, una cifra insignificante junto a la de los hombres que se formaron simultáneamente. Más aún, dado el potencial embarazo y parto.
Está bastante claro que la capacitación e integración de las mujeres en los roles de combate no es una buena inversión a largo plazo, pero es de gran importancia, especialmente en una sociedad democrática.
En conclusión, las FDI están haciendo lo que deben: otorgar lenta y cuidadosamente a las mujeres acceso a unidades que se encuentran en el núcleo de nuestras fuerzas armadas.
Comentarios 0