Los comandantes de la Guardia Revolucionaria iraní hablan mientras presentan un nuevo dron llamado "Gaza".
Los comandantes de la Guardia Revolucionaria iraní hablan mientras presentan un nuevo dron llamado "Gaza".
AFP
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica.

La política guía a Estados Unidos en el armado de la lista de grupos terroristas

Análisis. Los republicanos sostienen que la eliminación del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria de la lista de combatientes extranjeros haría que la administración de Biden parezca blanda con el terrorismo. Pero esa medida también socavaría la credibilidad de las sanciones estadounidenses.

Reuters - Adaptado por Marcos Olivera |
Published: 11.04.22, 16:57
Uno de los últimos obstáculos para revivir el acuerdo nuclear con Irán de 2015 -la exigencia de Teherán de retirar a sus Guardias Revolucionarios de la lista de terroristas de Estados Unidos- es más una cuestión política que de fondo, según varios analistas políticos.
Aunque las dos partes parecían estar cerca de reactivar el pacto hace un mes, las conversaciones se estancaron desde entonces debido a las exigencias rusas de última hora, la festividad de Nowruz y la cuestión no resuelta de si Washington podría retirar al Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica (CGRI) de la lista de organizaciones terroristas de Estados Unidos.
5 צפייה בגלריה
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica.
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica.
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica.
(EPA, AFP)
Estados Unidos estuvo tanteando la idea de abandonar la designación a cambio de algún tipo de acción o compromiso por parte de Irán para frenar actividades de la IRGC, según una fuente.
Pero la Casa Blanca es muy consciente de "la sensibilidad política y el precio asociado a la eliminación de la fuerza de élite de la lista", según Dennis Ross, un negociador de Estados Unidos en Medio Oriente desde hace tiempo, señalando que algunos demócratas se oponen a la eliminación.
"Hay dudas por parte de la parte política de la Casa Blanca", añadió. Un alto funcionario de la administración aseguró que el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, no tenía intención de abandonar la designación de terrorismo, informó el viernes el columnista del Washington Post, David Ignatius.
Preguntado por ese informe, un alto funcionario de la administración Biden aclaró: "No vamos a negociar en público. Todavía hay lagunas".
"La carga aquí está realmente en Irán en esta etapa, particularmente en este tema", agregó el funcionario bajo condición de anonimato.
5 צפייה בגלריה
El CGRI celebra los 43 años de su creación.
El CGRI celebra los 43 años de su creación.
El CGRI celebra los 43 años de su creación.
(AP)
Cuando la administración de Trump designó al IRGC como una FTO en 2019, fue la primera vez que Washington puso en la lista negra a una parte del ejército de otro país y fue visto por como una píldora venenosa para hacer más difícil revivir el acuerdo nuclear, que el entonces presidente Donald Trump abandonó en 2018.
"La evaluación de toda la administración es que no tendría un impacto significativo [eliminar a la CGRI de la lista negra] -si es que lo tiene-"
Alto funcionario estadounidense
Los críticos de eliminar al CGRI de la lista, así como los que están abiertos a la idea, dicen que hacerlo tendrá un escaso efecto económico porque otras sanciones de Estados Unidos obligan a actores extranjeros a evitar al grupo.
"La evaluación de toda la administración es que no tendría un impacto significativo -si es que lo tiene-", señaló un alto funcionario estadounidense bajo condición de anonimato.
Esto se debe, en parte, a que el CGRI seguiría siendo sancionado como "terrorista global especialmente designado" (SDGT) en una lista negra separada de Estados Unidos creada tras los atentados del 11 de septiembre de 2001.
El CGRI, una poderosa facción política en Irán, controla un imperio empresarial, así como fuerzas armadas y de inteligencia de élite a las que Washington acusa de una campaña terrorista global.
5 צפייה בגלריה
Fuerzas del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria.
Fuerzas del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria.
Fuerzas del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria.
(AP)
Fuentes iraníes citaron múltiples razones por las que quieren que se elimine la designación, incluyendo la política interna y el deseo del equipo del nuevo presidente iraní, Ebrahim Raisi, de demostrar que puede asegurar un mejor acuerdo que su predecesor, Hassan Rouhani.
"Es una cuestión de dignidad para el establishment y los negociadores de Irán", aseveró un alto diplomático iraní, en anónimo.
"El nuevo equipo desde el principio insistió en el tema de las OTC y ve como un gran logro que se levanten esas sanciones. Eso es principalmente para uso interno porque criticaron el acuerdo de 2015 de Rouhani y no pueden simplemente revivirlo", añadió un ex alto funcionario iraní informado de las conversaciones.
Aunque los funcionarios estadounidenses se resisten a admitirlo, la cuestión principal en Washington es también política. Los republicanos argumentan que la eliminación de la etiqueta FTO demostraría que la administración Biden es blanda con el terrorismo, una acusación que los funcionarios estadounidenses niegan.
5 צפייה בגלריה
El CGRI celebra los 43 años de su creación.
El CGRI celebra los 43 años de su creación.
El CGRI celebra los 43 años de su creación.
(EPA)
El representante Michael McCaul, principal republicano del Comité de Asuntos Exteriores de la Cámara de Representantes, calificó la semana pasada al CGRI de "máquina de matar" que amenaza a los estadounidenses y subrayó el coste político para la Casa Blanca.
"Esto va a dividir al partido demócrata por la mitad", denunció. Algunos demócratas expresaron sus recelos, aunque hay pocas posibilidades de que el Congreso pueda bloquear un acuerdo nuclear reactivado.
"No podemos jugar con las vidas de los estadounidenses y eliminar la ... la designación de FTO", sumó la semana pasada el representante estadounidense Josh Gottheimer, demócrata de Nueva Jersey.
Incluso los críticos admiten que la eliminación tendría pocos efectos prácticos.
Matthew Levitt, del Instituto de Washington para la Política de Oriente Próximo, explicó que etiquetar al IRGC como una FTO añadía sólo dos autoridades: permitir al gobierno de Estados Unidos prohibir la entrada de cualquier persona asociada con él e imponer sanciones penales a aquellos que a sabiendas le proporcionaran "apoyo material".
5 צפייה בגלריה
El comandante del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria de Irán, Hossein Salami.
El comandante del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria de Irán, Hossein Salami.
El comandante del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria de Irán, Hossein Salami.
(EPA)
En un análisis reciente, Levitt escribió que Irán utilizaría la eliminación para argumentar que no se dedica al terrorismo y que dejar de lado la etiqueta socavaría la credibilidad de las sanciones estadounidenses.
"El IRGC no debería ser eliminado de la lista de FTO hasta que haya pruebas de que cesaron sus actividades terroristas", cerró.
Comentarios 0