Ben-Dror Yemini
Ben-Dror Yemini
Ynet
Manifestantes palestinos con banderas de Hamás en el Monte del Templo durante el Ramadán.

Israel debe encontrar la manera de superar a Hamás en el ámbito de las relaciones públicas

Opinión. Aunque Israel es fuerte militarmente, nunca logra sus objetivos durante los enfrentamientos en Gaza debido a la presión internacional. Jerusalem necesita ofrecer a Hamás una serie de beneficios sólo para demostrar que el grupo terrorista perjudica a los palestinos más de lo que Israel podría hacerlo.

Ben-Dror Yemini - Adaptado por Marcos Olivera |
Published: 11.05.22, 11:47
La cuestión que enfrenta Israel no es si habrá otro enfrentamiento con el grupo terrorista Hamás, sino cuándo y a qué escala.
Durante anteriores campañas militares contra Hamás, el grupo terrorista sufrió muchas pérdidas, pero nunca fue derrotado de forma rotunda.
6 צפייה בגלריה
Manifestantes palestinos con banderas de Hamás en el Monte del Templo durante el Ramadán.
Manifestantes palestinos con banderas de Hamás en el Monte del Templo durante el Ramadán.
Manifestantes palestinos con banderas de Hamás en el Monte del Templo durante el Ramadán.
(AFP)
Es cierto que desde la última guerra entre Israel y las facciones terroristas de Gaza, los gobernantes del enclave palestino redujeron significativamente el lanzamiento de cohetes y globos incendiarios contra el territorio israelí, pero su capacidad general para infligir dolor al Estado judío no se vio perjudicada.
Lo cierto es que las capacidades del grupo terrorista incluyen algo más que armamento. Hamás incita continuamente al desorden contra Israel, alentando y alabando actos terroristas que dañan al pueblo israelí, independientemente de que los autores sean miembros o no.
En consecuencia, la voz del grupo terrorista y de su líder en Gaza, Yahya Sinwar, parece ser cada vez más fuerte. Después de todo, el grupo está detrás de los disturbios en el Monte del Templo, con su bandera izada tanto allí como en toda Cisjordania. Así que sí, el descenso de los lanzamientos de cohetes es importante, pero es sólo una parte del panorama general.
6 צפייה בגלריה
Disturbios provocados por manifestantes palestinos en el Monte del Templo.
Disturbios provocados por manifestantes palestinos en el Monte del Templo.
Disturbios provocados por manifestantes palestinos en el Monte del Templo.
(AFP)
Si Israel no se prepara en consecuencia, el próximo enfrentamiento militar con Hamás será una repetición de todos los conflictos anteriores.
Israel atacará y destruirá. Hamás lanzará cohetes que cuestan centavos, lo que hará que Israel los intercepte con los costosos misiles Cúpula de Hierro, cada uno de los cuales le costará al Estado unos 50.000 dólares. Luego, se repetirá el mismo escenario.
Primero, la mayoría de los países del primer mundo aceptarán la respuesta israelí a los ataques a su soberanía. Luego, pasarán unos días -o sólo un día, como ocurrió durante los enfrentamientos del pasado mayo- y la campaña antiisraelí entrará en acción.
Desde las ONG de derechos humanos hasta el New York Times, todos presentarán a Israel como una nación malévola y absolutamente criminal, que ataca a palestinos inocentes y oprimidos. Los sentimientos antisemitas en todo el mundo se harán más fuertes, la presión internacional aumentará y el número de protestas antiisraelíes en todo el mundo no hará más que crecer.
6 צפייה בגלריה
Yahya Sinwar, líder de Hamas en la Franja de Gaza.
Yahya Sinwar, líder de Hamas en la Franja de Gaza.
Yahya Sinwar, líder de Hamas en la Franja de Gaza.
(AP)
Esta vez, sin embargo, hay otro elemento en juego, que no estaba presente en las anteriores rondas de enfrentamientos. Cualquier edificio dañado en la Franja de Gaza será comparado con los edificios dañados en la invasión rusa de Ucrania. Israel será inevitablemente comparado con el país que preside Putin, a pesar de que los palestinos se alinearon con ambos: Irán y Moscú.
La presión internacional hará lo suyo, e Israel no logrará completar objetivos militares, de nuevo.
Las repetidas provocaciones de Sinwar -que consiguieron aumentar tensiones de seguridad en todo el país e incluso provocaron varios atentados terroristas mortales- obligan a Israel a replantearse su forma de actuar.
En palabras de Albert Einstein, la locura es hacer lo mismo una y otra vez y esperar un resultado diferente.
6 צפייה בגלריה
Manifestantes propalestinos en una concentración frente a la Casa Blanca en Estados Unidos.
Manifestantes propalestinos en una concentración frente a la Casa Blanca en Estados Unidos.
Manifestantes propalestinos en una concentración frente a la Casa Blanca en Estados Unidos.
(AP)
En la última semana se hicieron repetidos llamamientos, y no sólo desde la derecha, para llevar a cabo el asesinato selectivo de Sinwar. Puede ser posible, pero ¿servirá de algo? Al parecer, los funcionarios de seguridad se opusieron a esa medida, presumiblemente sabiendo lo que toda persona sensata debería saber: el asesinato de Sinwar conducirá a otro enfrentamiento con Hamás, que volverá a conducir al mismo resultado.
Este conocido fracaso proviene, en parte al menos, del hecho de que Israel es percibido como una fuerza fuerte y opresiva, mientras que Hamás es percibido como una víctima atrapada bajo la bota israelí.
Esto es, por supuesto, una mentira, y la gran mayoría de los israelíes lo saben. Pero la opinión pública de todo el mundo difiere, sobre todo por la ignorancia.
¿Puede Israel cambiar esto?
El Estado judío no puede esperar influir en el movimiento antiisraelí habitual, ni en las "organizaciones de derechos humanos" que se convirtieron en parte integrante de la campaña de odio predominante contra nuestra nación.
6 צפייה בגלריה
Manifestantes pro palestinos marchan por las calles de Chicago
Manifestantes pro palestinos marchan por las calles de Chicago
Manifestantes pro palestinos marchan por las calles de Chicago.
(AP)
Pero no todo el mundo odia a Israel, algunos simplemente fueron arrastrados por la propaganda. Esto incluye a parte de la judería estadounidense, que actúa como columna vertebral estratégica del Estado de Israel. No podemos permitirnos el lujo de perderlos, y para evitarlo, Israel tiene algo de trabajo que hacer antes de que estalle el próximo enfrentamiento con Hamás.
Esto significa cambiar la dirección. Significa ofrecer a Hamás beneficios como levantar el bloqueo, habilitar la Franja de Gaza, establecer un puerto marítimo, todo eso y más a cambio de una sola cosa: la desmilitarización de Gaza.
Pero sabemos de antemano que Hamás lo rechazará. Después de todo, el cuarteto de Medio Oriente (EE.UU., Rusia, la ONU y la Unión Europea) ya presentó una propuesta similar. La respuesta fue siempre un vehemente "no".
6 צפייה בגלריה
Fuerzas de seguridad palestinas de Hamás en una ceremonia en la ciudad de Gaza el 12 de diciembre de 2021.
Fuerzas de seguridad palestinas de Hamás en una ceremonia en la ciudad de Gaza el 12 de diciembre de 2021.
Fuerzas de seguridad palestinas de Hamás en una ceremonia en la ciudad de Gaza el 12 de diciembre de 2021.
(Flash90)
Hamás prefiere la destrucción y la devastación a la construcción y bienestar. Entonces, ¿por qué ofrecerlo? Porque es dudoso que quienes odian a Israel sepan que a Hamás se le ofrecieron propuestas de crecimiento y paz. Para que una propuesta filantrópica de este tipo se convierta en noticia principal, hay que hacer mucho más. Israel nunca hizo este esfuerzo, que no le costará efectivamente nada.
El enfrentamiento entre Israel y Hamás tiene lugar en dos frentes. El frente militar y el consciente. No importa lo fuerte que sea Israel en el primer frente, al final siempre se rinde a causa del segundo.
Una propuesta tan dramática por parte del Estado judío no detendrá las protestas en su contra, pero debilitará su legitimidad.
Y en una época en la que cada enfrentamiento se gestiona en dos frentes, un logro así puede tener grandes beneficios.
Comentarios 0